Oda a la Mujer


Todos aquel que no respete a su madre,
el ser mas sagrado después de su Dios,
es indigno el nombre de Hijo.

Respetar a la mujer pues ella es la madre del universo,
y toda la verdad de la creación divina, reposa en ella,
es ella la base de cuanto hay de bueno y malo,
como ella, es el germen de la vida y la muerte.

Ella nos da a luz entre sufrimientos,
con el sudor de su frente vigila nuestro crecimiento,
y hasta su muerte causamos las más vivas angustias.

Bendecirla y adorarla pues ella es vuestro único amigo,
y sosten sobre la tierra,
así también amar a vuestras esposas y respetarlas,
pues ellas serán madres el día de mañana y así mas tarde,
las abuelas de toda una raza.

Ser indulgentes con la mujer,
su amor ennoblece al hombre,
endulza su corazón endurecido,
toma a la bestia y hace de ella un cordero.

La esposa y la madre son tesoros inestimables,
que Dios nos ha confiado,
proteger a vuestra mujer para,
que ellas os pueda proteger así como a toda la familia,
todo lo que hagas por vuestra mujer, por vuestra madre,
una viuda, lo habreis hecho por vuestro Dios.

Jesús

  Nota: Texto censurado por la Iglesia Católica desde el siglo II D.C.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s